Temor por los ultras polacos

  • Se teme que al partido en Madrid frente al Legia se trasladen multitud de ultras que no podrán acceder al estadio en su país.
FOTO: Agencias

Como ya se sabe, el Legia-Real Madrid se jugará a puerta cerrada. No obstante, el club blanco teme por la seguridad frente a los polacos en el partido en el Bernabéu. El partido del próximo día 18 preocupa a los responsables de seguridad del Madrid que ya se la han hecho saber a sus homólogos del Legia, a la UEFA y a los cuerpos de seguridad de ambos países a la hora de confeccionar los dispositivos de seguridad.

Entre los 4000 aficionados del Legia que se pueden trasladar a ver el partido en el Bernabéu, el máximo posible, se cree que habrían 300 peligrosos ultras que podrían empañar el ambiente festivo.
La identificación y control de estos peligrosos aficionados correspondería al Legia y a Polonia, ya que el club blanco no puede hacerlo. 

La entidad merengue doblará la seguridad en las puertas de acceso de la hinchada polaca, pero reconocen que a veces los ultras entran al estadio con bengalas en sitios donde es difícil encontrarlas . Así, el Madrid cree que si la UEFA ha sancionado al Legia con un partido a puerta cerrada por el comportamiento de su afición, tampoco debería permitir que se desplazara fuera.