El Madrid sufre y vence en Gran Canaria

  • El Real Madrid ha vencido al Herbalife Gran Canaria en un complicado partido al que supieron reaccionar al final.
FOTO: M Henriquez (ACB Photo)

Llegaba el Real Madrid a Gran Canaria con el objetivo de obtener su cuarta victoria en 7 días. Los canarios desde un principio ejercían presión con un pabellón a punto de explotar excepto sobre Carroll, al que los insulares veneran.

Ya desde el primer cuarto los blancos empezaron fuerte, con el mexicano Ayón encestando las dos primeras canastas del partido gracias a una falta que convirtió con tiros libres. Los amarillos tardaron en contestar, aunque hicieron temblar a los blancos que vieron como empataban en el último minuto del primer cuarto y con O'Neale al frente intentaron parar a los merengues que llegaban a la pintura con suficiencia gracias al gigante Gustavo Ayón. Así, al final del primer cuarto, iban 17-21.


En el segundo cuarto, hubo una falta de canastas que hacía que el primer parcial fuera muy pobre. Además, los grancanarios se pusieron por arriba por primera vez en el partido. Luka Doncic reaccionaba y encestaba además un triple que es digno de libro. Aquí, el Real Madrid sufría con los amarillos encadenando sucesivas faltas que les ponían en aprietos y que hacían que llegar al aro fuera cada vez más difícil. Rudy, para cerrar el cuarto, hizo un triple sobre la bocina y dejó el marcador en 39-37 y con Ayón en lo alto de la anotación.

Empezaba el tercer cuarto y parecía que el conjunto de Pablo Laso se ponía las pilas. Así, Llull tiraba de triple y ponía por delante de nuevo al madridismo. Gustavo Ayón seguía con el tanteo arriba-abajo mientras que los del conjunto claretiano tenían garra con Rabaseda. Ayón, ya con 20 puntos, puso la ilusión en el equipo visitante. al término del tercer cuarto, los madridistas creían en la victoria con un marcador de 56-55.
FOTO: ACB Photo/M.Henríquez

Los últimos diez minutos dieron para decidir el complicado partido que tuvo lugar en la moderna cancha amarilla. Empezó Rudy anotando con pase de Doncic. Los locales notaban el apoyo de la afición sobretodo en los tiros libres, teniendo un alto porcentaje de acierto. Doncic, con su juventud, apoyaba en todas las jugadas a los madrileños. Además, el más veterano, el Chapu, se echaba el equipo a la espalda junto al más joven. El parcial del Herbalife Gran Canaria se veía bajo con la defensa y posesión del equipo merengue que intentaba alejarse. Los blancos supieron reaccionar y poco a poco se alejaron en el marcador, llegando a ganar hasta de 10 puntos. Finalmente, los madridistas ganaron 68-76 en un complicado partido gracias, sobretodo, a los triples y tiros libres.