La actuación arbitral volvió a perjudicar al Real Madrid

  • Una vez más los blancos tuvieron polémica con los colegiados. Dos actuaciones por parte de jugadores del Sporting les perjudicaron. Aun así, los blancos supieron llevarse el partido (1-2)
FOTO: Antena3 captura


El encuentro que enfrentaba al Real Madrid y al Sporting de Lisboa estuvo repleto de polémica. Los blancos se vieron perjudicados por la actuación arbitral. Primero por una mano de Coates, y luego otra de Campbell. Ambas actuaciones acabaron perjudicando al conjunto blanco. Aun así, los hombres de Zinedine Zidane supieron llevar el partido hasta la victoria. 

La primera polémica estuvo en el césped en el minuto 54. Lucas Vázquez pidió un penalti por mano de Sebastián Coates dentro del área defendida por Rui Patricio. Al parecer, en una jugada elaborada por el madridista, Coates golpeo el balón con la mano. Lucas se hizo con el esférico en el balcón del área, pero su envío, que iba a ser para Cristino Ronaldo, se encontró con el cuerpo de Coates. La duda está en si la mano era verdaderamente voluntaria o involuntaria.
El central uruguayo, que minutos antes había sido protagonista por participar en la acción en la que se lesionó el galés Gareth Bale, se convirtió en el centro de la polémica. Los blancos se podrían haber colocado en el 0-2 si se hubiera pitado el penalti.

Jugada en la que reclamó Lucas Vázquez por mano de Coates
Pero esta no fue la única polémica. El Real Madrid volvió a verse perjudicado por la actuación arbitral. Ahora era en el minuto 79, cuando Joel Campbell controlaba el balón en el balcón del área de forma clara con la mano. Los jugadores blancos pidieron al árbitro que se pitará falta, pero con tan mala suerte Fabio Coentrao, en medio de la protesta, tocó el balón con el brazo dentro del área.

Collum pitó en contra de Coentrao,y Adrien Silva transformó el penalti con un lanzamiento ante el que nada pudo hacer Keylor Navas. Por suerte el gol de Benzema maquilló las consecuencias de este nuevo error arbitral en contra del Madrid que aun así no pasó desapercibido en el seno madridista.