Ramos señala el camino del campeón de invierno

  • El Real Madrid se impuso al Málaga gracias a dos goles de Sergio Ramos, que de nuevo mostró sus galones en un partido que se puso difícil con el gol de Juanpi.
  • Los de Zidane recuperan la senda de la victoria, con un gran Kroos, los goles del capitán Ramos y las sensacionales paradas de Keylor Navas. 




Foto: Real Madrid

El Madrid vuelve a la senda de la victoria. Sergio Ramos, con dos goles, resolvió la difícil papeleta que tenía el equipo tras los dos tropiezos seguidos ante el Sevilla y el Celta en Copa del Rey. El Málaga salió con ganas de amargar la tarde al Madrid, y tuvo buenas ocasiones en las botas del Chory Castro, que se estrelló en el palo, y buenas llegadas durante la primera mitad, pero el primer gol de Sergio empezó a devolver la paz al Bernabéu. Kroos sacó perfectamente un córner, y el capitán marcó los tiempos para propiciar un cabezazo perfecto. En el segundo gol, mismo asistente y mismo protagonista: Ramos metió la puntera para anotar el segundo y hacer respirar a los aficionados. 


En la segunda parte, los nervios llegaron con el gol de Juanpi, propiciado por una jugada individual de Juankar y un fallo defensivo que permitieron al venezolano batir a Keylor. Volvió el "run run" en el Bernabéu, acrecentado por la lesión de Marcelo, que tuvo que ser sustituido por Isco, jugando el Madrid con un 3-5-2, con Lucas y Nacho en ambos carriles. 

Las numerosas ocasiones desperdiciadas por Cristiano y los atacantes blancos empezaban a impacientar a la grada, gracias a un Kameni excelso, que hasta sacó un estrepitoso fallo propio bajo los palos y luego fue capaz de evitar el gol del luso. 


Con la victoria, el Madrid se proclama campeón de invierno, gracias sobre todo, al coraje y galones de Sergio Ramos, figura del partido y del madridismo en los últimos tiempo. Este es el camino para volver a la senda de la regularidad.